sábado, 17 de mayo de 2014

TARTA DE MANGO Y FRAMBUESAS CON CREMA DIPLOMÁTICA

Había ido a una verdulería que se que tienen frutas exóticas (de las que no se consiguen fácilmente en Buenos Aires) a comprar arándanos, ya que no conseguía por otro lado, pero NO TENÍAN!!!!!!
Así que tuve que conformarme con una cajita sola de frambuesas que, a golpe de vista, estaban bien. Compré un mango, porque manga tampoco había. Y solo habían alcauciles a precios trágicos!!!! y cocos. Así que me vine con eso, solamente, pensando en que la receta que quería hacer, no la podía hacer ya.
Al llegar a casa y abrir la caja de frambuesas, me di cuenta que mas de la mitad estaban en un estado un tanto lastimoso, así que opté por tomarlo con calma y lavar con cuidado las que podían salvarse.
Lavé el mango, lo corté y edulcoré (yo no suelo ponerle azúcar a las frutas porque se marchitan rápidamente).

A esa altura ya sabía que iba a hacer una tarta, simplemente. Peeeeero, no quería hacer una tarta de pastelera ni de chantilly, y recordé la DIPLOMÁTICA. También pensé en la muselina, pero me gustó mas la idea de esta que es rica y mas suave. Entre la crema y la manteca, me quedo con la crema.


Así que primero hice la masa, como les dejo en el enlace. Usé solo las 3/4 partes para un molde de 28 a 30 cms. No le puse los porotos, la estiré pinché y aplasté bien en el molde y la horneé unos 15 minutos a fuego medio a fuerte (180/190°) con horno precalentado. La retiré, la volví a pinchar y la dejé enfriar. No me importaba que quedar muy hundida ya que la crema la iba a colocar mas como montaña que aplanada.



Una vez fría le puse la crema diplomática hecha como dice aquí, fría también claro.


Luego le puse la fruta como ven en la foto y por último la cubrí con un almíbar que hice así:


Puse en una cacerola 300 gramos de azúcar y 150 cc de agua. Revolví bien para tratar de disolver lo mas posible el azúcar. Llevé a fuego fuerte hasta que comenzaron a aparecer burbujas grandes y globosas pero azucaradas. Bajé el fuego. Lo dejé a fuego medio hasta que transparentó el agua. NUNCA REVOLVÍ MIENTRAS ESTUVO EN EL FUEGO.


Apagué el fuego y retiré de la hornalla. En una taza disolví 2 cucharaditas de gelatina sin sabor en dos de agua fría. Le agregué una cucharada sopera del almíbar caliente. Revolví y agregué otra mas. Una vez revuelto nuevamente, incorporé eso al almíbar.
Dejé enfriar con un baño maría invertido (la cacerola dentro de otra o de un bol con agua helada).
Con el almíbar cubrí toda la superficie de la torta, (lo pueden hacer con pincel o cuchara). Llevé a la heladera hasta el momento de servir. Glup!

TAMBIÉN PUEDEN USAR GEL DE BRILLO Y NO HACEN EL ALMÍBAR :)




Ingredientes:


Para la masa:



  • 400 gramos de harina leudante (también pueden usar harina 0000 y agregar una cucharadita de levadura química)
  • 200 gramos de azúcar
  • 200 gramos de manteca
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 1 yema
  • 1 huevo

Para la crema diplomática:

Crema pastelera:
  • 3 yemas
  • 600 cc de leche
  • 100 gramos de azúcar
  • 1 cucharada de esencia de vainilla
  • 50 gramos de almidón de maíz o Maizena
Crema chantilly:

  • 360 cc de crema de leche
  • 3 o 4 cucharadas de azúcar impalpable o glas
  • 1 cucharada de esencia de vainilla
Para el relleno:

  • 1 mango de 350 gramos aprox.
  • 1 cajita de frambuesas
  • almíbar o gel de brillo
Para el almíbar:

300 gramos de azúcar
150 cc de agua
2 cucharaditas de gelatina sin sabor


Comparte en twiter

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.